La American Heart Association (AHA), American Stroke Association (ASA) y American Medical Association (AMA) anunciaron hoy una nueva campaña de servicio público (PSA) en asociación con el Ad Council. La campaña tiene el propósito de aumentar el nivel de conciencia sobre las consecuencias graves, que pueden alterar la vida, por no controlar lapresión alta, y motivar a las personas a trabajar con su médico para desarrollar y comprometerse a seguir un plan de tratamiento para controlar su presión arterial. La nueva campaña se lanzó a raíz de una nueva guía (2017 Guideline for the Prevention, Detection, Evaluation, and Management of High Blood Pressure in Adults) q la cual indica que más personas tendrán presión arterial alta, y presenta a sobrevivientes de derrames cerebrales y ataques cardíacos reales para mostrar a los televidentes las consecuencias devastadoras de la presión alta no controlada, destacando la urgencia de controlar la condición.

Unos 103 millones de adultos norteamericanos actualmente tienen presión alta, pero aproximadamente solo la mitad tienen la condición controlada. Aunque la mayoría de las personas saben cuál es su presión arterial, muchos no sienten la urgencia de controlarla ya que a menudo no hay señales o síntomas asociados con la presión alta, por lo cual se le conoce como el “asesino silencioso”. Si no se trata, la presión alta puede tener consecuencias fatales como un ataque al corazón o un derrame cerebral. Aunque no hay cura para la presión alta, se puede controlar eficazmente trabajando con un médico para crear un plan de tratamiento, que incluye cambios saludables en el estilo de vida, como seguir una dieta saludable, hacer ejercicio, consumir menos sal, beber alcohol con moderación, bajar de peso si tiene sobrepeso, y tomar medicamentos si hace falta.

Basado en los datos científicos más recientes, la guía (2017 Guideline for the Prevention, Detection, Evaluation, and Management of High Blood Pressure in Adults) ahora considera que una persona tiene hipertensión cuando continuamente tiene una presión arterial elevada de más de 130 sistólica u 80 diastólica (130/80). Aunque esto significa que ahora casi la mitad de todos los adultos norteamericanos tienen la presión alta, el tratamiento aún inicia con cambios en el estilo de vida. Tanto la nueva guía como la campaña de PSA exhortan a las personas a adoptar conductas saludables y a prevenir problemas teniendo conciencia de su presión alta y tomando medidas a tiempo para controlarla.

“De todas las cosas que podemos hacer ahora para reducir la enfermedad cardíaca, los derrames cerebrales y otras enfermedades debilitantes, controlar la presión arterial es algo que tiene un potencial enorme para salvar vidas y mejorar el bienestar”, dijo Eduardo Sánchez, M.D., M.P.H., FAAFP, que es director médico de Prevención de la American Heart Association. “Los médicos y los pacientes, juntos, necesitan un plan claro y viable para mantener controlada la presión arterial. Queremos ayudarles para que eso suceda”.

La nueva campaña “HBP Numbers” (Números de la Presión Alta) vincula los números de la presión arterial con los efectos reales de la presión alta ayudando a los televidentes a visualizar las consecuencias en personas que han sufrido un ataque cardíaco o un derrame cerebral. Los anuncios de servicio público, desarrollados pro bono por Havas Adrenaline y filmados por el célebre fotógrafo y director Marco Grob, ofrecen el mensaje importante y de esperanza que cualquier persona con presión alta puede disminuir su riesgo de sufrir un ataque cardíaco o un derrame cerebral hablando con su médico y encontrando un plan de tratamiento que funcione para ellos.

“Los pacientes reales presentados en esta campaña han experimentado de primera mano los efectos devastadores y duraderos de no tener su presión alta controlada. Comparten valientemente sus historias y dejan que la gente vea las consecuencias negativas que ocasiona la presión alta en la salud para ayudarnos a alertar a aquellas personas con presión alta que no están tomando medidas para controlarla, antes de que sea demasiado tarde”, dijo el presidente de la AMA, David O. Barbe, M.D. “Nuestro objetivo es llevar el mensaje a más norteamericanos que viven con presión alta no controlada para que entiendan cómo creando un plan de tratamiento individualizado con su médico es la manera más eficaz de ayudarlos a mantener la presión arterial baja, reducir su riesgo de sufrir consecuencias de salud graves y salvar su vida”.

Los estudios indican que los adultos con presión alta no siempre saben que su plan de tratamiento se puede modificar para adaptarlo a su vida diaria, y enfrentan varias barreras para seguir un plan. El tiempo, la fuerza de voluntad y la consistencia en tomar los medicamentos son los problemas que se mencionan con más frecuencia. También se ha demostrado que conocer las consecuencias graves de la presión arterial alta no controlada motivan a las personas a tomar medidas para controlar su condición. Con esto en mente, la campaña exhorta a los pacientes a hablar con un médico y encarar juntos este asunto importante.

La campaña exhorta a los televidentes a visitar BajeSuPresion.org y LowerYourHBP.org para encontrar recursos que los ayudarán a entender sus números, a comprometerse a seguir un plan en asociación con su médico y aprender a controlar su presión arterial. La experiencia digital también incluye historias de personas que sufrieron un ataque al corazón o un derrame cerebral debido a la presión arterial alta.

“Las fuertes imágenes del anuncio replantean los números de la presión alta, de algo abstracto e intangible a algo visceral e importante”, dijo la presidenta y CEO del Ad Council, Lisa Sherman. “Pero el trabajo también es increíblemente motivador porque le recuerda a las personas que cuentan con el apoyo que necesitan para prevenir los devastadores efectos secundarios de la presión arterial alta”.

“La sinceridad de estas personas, la franqueza con la que revelaron sus cicatrices físicas y psicológicas harán que las personas que descartan la presión arterial alta pensando que es solo un número, vuelvan a considerar el problema inmediatamente. Esperamos que las vidas de muchas personas cambien e incluso se salven gracias a este esfuerzo. Y eso es una recompensa enorme para todos los que participamos”, dijo el director creativo de Havas Adrenaline, Rich Russo.

La American Heart Association, American Stroke Association y American Medical Association también están trabajando con sus oficinas locales, afiliadas y socios para promover y activar la campaña en sus comunidades, con materiales basados en evidencias para ayudar a los médicos y otros proveedores de cuidado de la salud en el proceso de creación de un plan.