TEGUCIGALPA, Honduras, 9 de febrero de 2021 /PRNewswire/ — El presidente Juan Orlando Hernández anunció que él y su Gabinete de Gobierno ceden su espacio de vacunarse contra la covid-19 en la primera fase, para darle prioridad a las personas de la tercera de edad con enfermedades preexistentes y al personal de primera línea de batalla contra la covid-19.

Lo anterior a pocos días de que el país inicie el proceso de vacunación que tiene por objetivo inmunizar alrededor del 81 por ciento de la población apta para recibir el tratamiento.

Según lineamientos de la Organización Panamericana de la Salud/ Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS) en la primera fase de vacunación les corresponde vacunarse a los trabajadores de la salud, adultos mayores en asilos y centros diurnos, personas de la tercera edad con una o más morbilidades, personal de socorro, de seguridad y de los tres poderes del Estado.

Mientras, en la segunda fase están los adultos mayores de 60 años, población con comorbilidades y condiciones subyacentes de 18 a 60 años y trabajadores esenciales para el funcionamiento del Estado y la economía.

En ese sentido, el mandatario instruyó que el cupo que corresponde a los funcionarios del Poder Ejecutivo sea asignado a las personas de la tercera edad, que son más vulnerables.

«Debemos darle prioridad a los más vulnerables», dijo el mandatario en su cuenta oficial de Twitter.

«Los ministros, viceministros, designados presidenciales y yo como presidente de la República, NO haremos uso de ese espacio, dejando esas dosis disponibles para hondureños vulnerables en edad y enfermedades.», manifestó.

«Con todo respeto invito a los otros poderes del Estado a hacer lo mismo, y a que todo alto funcionario del gobierno, como un hondureño más, sea categorizado como corresponde en este histórico proceso de vacunación según su edad y estado de salud. ¡ES LO JUSTO!», concluyó Hernández.

De esta forma, el gobernante hondureño, los designados presidenciales, ministros y viceministros serán vacunados al igual que el resto de la ciudadanía en el momento que les corresponda, según la edad y condición de salud de cada uno.

Honduras cuenta con el respaldo de un exitoso Programa Nacional de Vacunación, que los 40 años existir registra 39 años sin casos de difteria, 31 años sin registro de casos de poliomielitis, 23 años sin registro de sarampión, 19 años sin registro de rubeola congénita y en 2016 la OPS brindó una certificación de eliminación de brotes de sarampión.

Más información: https://presidencia.gob.hn/index.php/gob/el-presidente/8941-presidente-hernandez-y-gabinete-ceden-espacio-para-que-hondurenos-de-tercera-edad-sean-vacunados-en-primera-fase

Foto – https://mma.prnewswire.com/media/1435817/JOH_Cabinet.jpg

 

FUENTE Government of Honduras