PEKÍN, 24 de mayo de 2021 /PRNewswire/ — Este viernes, el presidente chino Xi Jinping asistió a la Cumbre Mundial de la Salud y pronunció un discurso desde Pekín a través de un enlace de video.

La cumbre fue organizada conjuntamente por Italia, país que preside el G20 este año, y la Comisión Europea.

En su discurso, Xi instó a la comunidad internacional a priorizar a las personas y sus vidas y demostrar un gran sentido de responsabilidad y valentía política, y a dar respuestas extraordinarias a un desafío extraordinario.

Xi mencionó que no se deben escatimar esfuerzos para atender todos los casos, salvar a todos los pacientes y respetar verdaderamente el valor y la dignidad de cada vida humana, y también es importante minimizar el impacto potencial en la vida de las personas y mantener el orden general en nuestra sociedad.

Además, señaló que los miembros del G20 deben adoptar políticas macroeconómicas responsables para garantizar el funcionamiento seguro y efectivo de la cadena industrial mundial y de la cadena de suministro, y a la vez seguir ofreciendo apoyo a los países en desarrollo.

Señalando que la pandemia es otro recordatorio de que la humanidad crece y se une en torno a un futuro compartido, Xi dijo que la manipulación política no serviría de respuesta a la COVID-19, y que solo perturbaría la cooperación internacional contra el virus y causaría un mayor daño a las personas de todo el mundo.

Al pedir a los países que se abstuvieran del nacionalismo de las vacunas, Xi pidió la promoción de una distribución justa de las vacunas y la accesibilidad y asequibilidad de los artículos en los países en desarrollo. Los principales países desarrolladores y productores de vacunas deben asumir su responsabilidad de proporcionar más vacunas a los países en desarrollo, que las necesitan con urgencia.

Xi mencionó que es importante fortalecer y aprovechar el papel de las Naciones Unidas y la OMS y mantener el espíritu de amplia consulta, contribución conjunta y beneficios compartidos.

China suministrará otros USD 3.000 millones en ayuda internacional durante los próximos tres años para apoyar la respuesta a la COVID-19, así como la recuperación económica y social en otros países en desarrollo, anunció.

Señaló que China ofrecerá aún más vacunas al máximo de su capacidad.

Comentó además que China apoya a sus fabricantes de vacunas en la iniciativa de transferencia de tecnologías a otros países en desarrollo y en la producción conjunta con ellos.

«¡Démonos la mano y trabajemos hombro a hombro entre nosotros para avanzar firmemente en la cooperación internacional contra la COVID-19, en construir una comunidad global de salud para todos, y en trabajar en pro de un futuro más saludable y brillante para la humanidad!», expresó Xi.

Enlace: https://m.youtube.com/watch?v=qf_v-f-kKF0

Video – https://www.youtube.com/watch?v=qf_v-f-kKF0

 

FUENTE CCTV+