PEKÍN, 4 de junio de 2021 /PRNewswire/ — Este miércoles, China realizó una propuesta de cuatro puntos sobre la cooperación internacional contra la corrupción, en la que solicita una actitud de tolerancia cero hacia la corrupción y respeto por las diferencias entre los países.

Zhao Leji, miembro de la junta permanente del Comité Central del Buró Político del Partido Comunista de China (CPC) y secretario de la Comisión Central de Inspección Disciplinaria del CPC (CCDI), formuló estas declaraciones durante una sesión especial de la Asamblea General de las Naciones Unidas sobre los desafíos y las medidas para prevenir y combatir la corrupción y fortalecer la cooperación internacional.

«China es un participante activo y colaborador en la gobernanza anticorrupción global», afirmó Zhao. Señaló que el país colaboró con la adopción de la Declaración de Pekín sobre la Lucha contra la Corrupción por parte de APEC y de los Principios de Alto Nivel sobre la Cooperación en materia de Personas Buscadas por Corrupción y Recuperación de Activos del G20. Además, presentó la Iniciativa de Pekín para la Ruta de la Seda Limpia a fin de profundizar la cooperación con la Franja y la Ruta.

Al exponer la propuesta de China sobre la cooperación mundial contra la corrupción, pidió mayores esfuerzos para defender la igualdad y la justicia.

«La comunidad internacional necesita forjar un amplio consenso político, adoptar una actitud de tolerancia cero frente a la corrupción, crear instituciones sin lagunas jurídicas, llevar a cabo una colaboración sin obstáculos y seguir adelante con la cooperación en torno a las personas buscadas por corrupción y a la recuperación de activos, así como en materia de sobornos de empresas extranjeras», afirmó.

Asimismo, destacó que los países deberían respetar las diferencias entre ellos y promover la igualdad y el aprendizaje mutuo.

«Necesitamos respetar la soberanía y los sistemas políticos y legales de cada país, respetar su derecho a elegir sus propias formas de combatir la corrupción y fomentar una alianza internacional para combatirla que se base en la igualdad, el respeto por las diferencias, los intercambios y el aprendizaje mutuo, y el progreso común».

El jefe de la lucha contra la corrupción de China pidió a la comunidad internacional «buscar una cooperación mutuamente beneficiosa a través de una amplia consulta y aportes conjuntos».

También instó a los países de todo el mundo a «cumplir con los compromisos y dar prioridad a la acción» y agregó que los firmantes de la Convención de las Naciones Unidas contra la Corrupción deben «cumplir su solemne compromiso de luchar juntos contra la corrupción».

La «gran victoria» de China contra la corrupción

Zhao analizó la campaña anticorrupción de China y destacó que el CPC y el gobierno chino «sin duda se oponen a la corrupción».

«Hemos adoptado un enfoque integral para abordar los síntomas y el origen de la corrupción, y hemos combinado sanciones con fundamentos legales, controles institucionales, educación y orientación para lograr que nuestra gobernanza anticorrupción sea más eficaz», afirmó.

Según un informe del principal organismo anticorrupción de China, en 2020, las comisiones de inspección disciplinaria y los entes de supervisión de todo el país investigaron unos 618.000 casos de corrupción, lo que llevó a que 604.000 personas fueran sancionadas. Según el informe de la CCDI, 1.421 fugitivos fueron deportados a China el año pasado.

Con «medidas multifacéticas» para abordar todos los actos de corrupción, China ha asegurado y consolidado una «gran victoria» en la lucha, expresó Zhao.

También señaló que, según una encuesta reciente de la Oficina Nacional de Estadísticas de China, el 95,8 % de la población china está satisfecha con los esfuerzos para combatir la corrupción del país.

«No podemos permitir que continúe la corrupción»

El día de ayer, la Asamblea General de las Naciones Unidas convocó su primera sesión especial sobre la lucha contra la corrupción. La sesión especial concluirá el viernes.

En cuanto a la sesión especial, Volkan Bozkir, presidente de la 75ª sesión de la Asamblea General de las Naciones Unidas, afirmó el miércoles que los efectos de la corrupción son «perjudiciales para toda la sociedad» y que no se debe permitir que continúe sin control.

«Desafortunadamente, la corrupción y la delincuencia financiera transnacional son un problema común en nuestro mundo interconectado e interdependiente», sostuvo Bozkir, y agregó que la corrupción afecta los procesos de toma de decisiones y «sigue siendo uno de los desafíos más críticos para los estados, las instituciones y las comunidades».

«No podemos permitir que continúe la corrupción. No lo haremos», destacó.

https://news.cgtn.com/news/2021-06-03/China-outlines-four-point-proposal-on-global-fight-against-corruption-10MJFoSPSog/index.html

 

 

FUENTE CGTN