Consumer Tips

5 evaluaciones de salud que no debe posponer



(BPT) - En el nuevo año, muchos hacemos resoluciones para estar más sanos. Pero a la hora de cumplirlas, solo usted es el máximo responsable de su salud. No hay duda de que puede recurrir a la tecnología para dar seguimiento a algunos problemas, pero eso no es suficiente. A fin de cuentas, de usted depende asegurar la realización de exámenes médicos claves para el cuidado de su salud. A continuación, las cinco evaluaciones principales que no debe posponer bajo ningún concepto.

1. Examen médico general

Aunque es probable que ya lo sepa, el examen médico anual es la mejor manera de estar al tanto de su salud y evitar que los problemas pequeños se transformen en grandes preocupaciones. El examen general puede incluir cualquier cantidad de evaluaciones individuales como chequeos cardiovasculares, pruebas citológicas, análisis para detectar historia familiar, uso de drogas y alcohol y otras variantes. Además, es probable que su proveedor de cuidados de salud le indique un análisis completo de sangre para determinar niveles de colesterol, glucosa, balance de líquidos y funcionamiento de órganos.

2. Examen de la visión

Vale la pena proteger los ojos. Por esa razón, es importante hacerse un examen anual de visión, especialmente si no lo ha hecho en mucho tiempo. La salud ocular abarca mucho más que ver claramente. Su oftalmólogo puede detectar problemas como degeneración macular, astigmatismo, glaucoma y otros trastornos que aparecen con el paso del tiempo. Además, como la visión puede empeorar gradualmente, es posible que ni siquiera se haya dado cuenta de que no ve tan bien como debía.

Los expertos recomiendan que la mayoría de los adultos debe hacerse anualmente el examen de la visión. Si su seguro médico actual no da cobertura a protección de la vista, puede considerar los Planes Individuales de Visión de VSP®. Se trata de cobertura de la vista que usted puede adquirir por su cuenta sin esperar por períodos específicos de inscripción.

3. Examen dental

Es cierto que a muchas personas no le agrada la visita al dentista, pero es algo que no le resta importancia a la misma. Los problemas dentales tienden a incrementarse, y lo que comenzó como una caries puede convertirse en una cuestión más grave. Por tanto, ponga su rechazo a un lado y visite al dentista, quien puede hacerle un examen para detectar caries, gingivitis, infecciones, y garantizar que cualquier procedimiento dental previo, como coronas y empastes, se mantengan en buenas condiciones.

4. Exámenes indicados según la edad

Cuando envejecemos, cambian nuestras necesidades de salud. Al avanzar la edad, corremos mayores riesgos de padecer diferentes tipos de trastornos, y es probable que los exámenes a los que recurríamos cuando éramos más jóvenes ya no sean suficientes. En la medida que vamos envejeciendo, hay que considerar exámenes médicos más apropiados a la edad que tenemos, como la colonoscopia para detectar el cáncer de colon, pruebas de audición y detección de crecimientos y manchas en la piel. Su médico general o de cabecera puede decirle cuáles exámenes son los más adecuados para su edad y preocupaciones individuales de salud.

5. Vacuna contra la influenza

Aunque la vacuna contra la influenza no es una evaluación de salud, sigue siendo algo que muchos posponen o evitan totalmente. Pero es algo desafortunado, pues la vacuna contra la influenza es una de las mejores maneras de protegernos a nosotros mismos y a los demás de graves consecuencias de salud. Según los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) el año pasado fallecieron en los Estados Unidos cerca de 80,000 personas a causa de problemas relacionados con la influenza. Vacunarse contra la misma es especialmente importante, porque es probable que muchas personas con problemas en el sistema inmunitario no pueden aplicársela. Y al no protegernos nosotros mismos, podríamos estar poniendo en riesgo a otros.



]]>